¿Cuántos de nosotros nos hemos saltado una comida, pensando que así contrarrestamos la comilona anterior, o incluso podemos llegar a perder algún que otro kilito? Nada más lejos de la realidad. Olvidaos de estas leyendas urbanas y comed 5 veces al día, eso sí, de una forma sana y equilibrada.

Nuestro cuerpo está acostumbrado a unos horarios que debemos cumplir para sentirnos bien, por fuera y por dentro. Si nos saltamos una comida, lo único que conseguimos es generarnos ansiedad y mal humordesconcentrarnos más fácilmente y sufrir una sensación de hambre que provocará que piquemos en exceso fuera de nuestro horario habitual. Este desarreglo nos va a producir un descontrol en la cantidad de calorías que consumimos que nos va a perjudicar antes o después.

Cuando no le damos a nuestro cuerpo las calorías que precisa, el cuerpo trata de obtenerlas usando las reservas de azúcar almacenado en el hígado, el riñón o los músculos. Y cuando estas reservas se agotan, el cuerpo empieza a quemar grasas. Pero ¡ojo! Que no os confunda esto, porque no significa que vayamos a adelgazar por dejar de comer, todo lo contrario. Al comer, segregamos una dosis de insulina que nos ayuda a controlar el peso, y si nos saltamos una comida, en la siguiente, la cantidad de insulina será mayor, provocando un aumento de peso.

Nosotros os aconsejamos usar el sentido común y comer 5 veces al día, de una manera sana y equilibrada, evitando los abusos típicos del verano, donde la mayoría de los alimentos que ingerimos, carecen de valor nutricional (aunque están buenísimos),provocando, no solo un aumento de peso, sino también un perjuicio para nuestra salud.

Así que ya sabéis: frutas, pescado, verduras, cereales o legumbres. La variedad es amplia, y podéis tener a raya vuestro peso, simplemente introduciendo nuestra fantástica dieta mediterránea sin tener que saltarse ninguna comida. Veréis como así, os sentís más sanos y felices.

Cart
  • No products in the cart.